Bienvenido a nuestro "Libro de Cuentos", esperamos que puedas encontrar aquí tus historias favoritas.
RSS

martes, 12 de julio de 2011

Los guisantes viajeros

Los guisantes creían que el mundo se reducía a la vaina que los contenía. Quedaron muy extrañados cuando se abrió la vaina y vieron tantas cosas nuevas.

"¿Qué nos sucederá ahora?", se preguntaron atemorizados.

La suerte que les estaba reservada era convertirse en proyectiles para la cerbatana de un niño, que los disparó lejos, y no volvieron a verse nunca más.

Uno se metió en la ranura del marco de una ventana y el musgo lo cubrió. Tras la ventana había una niña enferma, que parecía no tener fuerzas ni para vivir. Decían que ya era un milagro que hubiera sobrevivido al invierno... porque ya estaban en primavera.

Un buen día, mirando desde la cama, vio que en el alféizar de la ventana había nacido una planta. Dio un grito de alegría. La madre llevó la cama hasta la ventana para que la niña enferma pudiera ver mejor la planta. Al cabo de unos días, el guisante floreció y la enfermita tuvo fuerzas para levantarse y acariciar las flores.

Estaba mejor, y todo gracias a uno de aquellos guisantes viajeros.

Leer los comentarios
  • Digg
  • Del.icio.us
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • RSS

0 comentarios en "Los guisantes viajeros"

Publicar un comentario

 
Adaptación de la Plantilla para Blogger por Kalgash Themes