Bienvenido a nuestro "Libro de Cuentos", esperamos que puedas encontrar aquí tus historias favoritas.
RSS

viernes, 6 de agosto de 2010

Los Toros y el León

Había una vez tres toros que pastaban juntos.

Se conocían desde hacía tiempo y entre ellos todo era paz y amistad.

No imaginaban que, desde lejos, los observaba el león esperando la oportunidad de atacarlos.

Como era un experto cazador, sabía que llevaría las de perder mientras los toros se mantuvieran juntos. Por lo tanto él tenía que proceder con astucia.

Se acercó al lugar donde pastaban y simuló ser un león pacífico que sólo quería tomar sol y dormitar. Poco a poco, fue ganando la confianza de los tres animales.

Los toros llegaron a acostumbrarse a su presencia. Todos los días lo saludaban amablemente y le preguntaban por su salud.

El león, considerando que su plan estaba dando resultado, se acercó a uno de los toros y le dijo al oído:
-¿Qué haces en compañía de esos dos? De lejos se nota que tu raza es superior...

Luego, solapadamente, convenció al segundo de que sus amigos aprovechaban lo mejor del campo y lo condenaban a comer un pasto muy pobre.

-¿Qué les decías a mis amigos? -le preguntó el tercero.
-¿Decirles? ¡Nada! Los escuchaba con disgusto porque no hacen más que hablar mal de ti.

Así, con engaños, consiguió sembrar entre ellos la desconfianza y el recelo. Los toros empezaron a apartarse...

Dejaron de hablarse y pronto comenzaron a pastar a gran distancia uno de otro. El león no esperó más: había llegado el momento de atacar.

Separados, sin compañeros que los protegiesen, los toros fueron fáciles presas para el león.Y, uno a uno, terminaron en sus garras.

Porque la desunión y el enojo, sólo favorecen al enemigo.

Leer los comentarios
  • Digg
  • Del.icio.us
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • RSS

0 comentarios en "Los Toros y el León"

Publicar un comentario en la entrada

 
Adaptación de la Plantilla para Blogger por Kalgash Themes